La extraña isla de Hashima

Publicado el 20 April 2017
Archivado en viajeros | Salir del comentario

hay destino demasiado extraños para que pasen desapercibidos. Nos dirigimos a Japón, un país que es desde hace varias décadas, una de las grandes potencias económicas mundiales y en la actualidad es la tercera mayor economía. Aunque Japón renunció oficialmente a su derecho a declarar la guerra tras la Segunda Guerra Mundial, posee unas modernas fuerzas armadas y el quinto mayor presupuesto militar mundial para su autodefensa y el mantenimiento de la paz. Y es aquí donde encontramos un lugar, en concreto una isla que fascina a miles de turistas que en cierto modo le gusta la belleza apocalíptica.

Nos estamos refiriendo a la Isla de Hashima, Japón. A unos quince kilómetros de la costa de Nagasaki, en Japón está la isla de Hashima, conocida como “la Isla del Acorazado”, recibió este nombre cuando se la amuralló con el fin de protegerla del fuerte oleaje y los tifones que la azotaban.

Ésta fue el hogar de cinco mil mineros de carbón, además de albergar un campo de trabajos forzados durante la Segunda Guerra Mundial. La isla estaba repleta del preciado mineral y cuando las reservas de carbón se agotaron fue abandonada y deshabitada. No obstante, sus edificios de hormigón han sido recuperados y conquistados por la naturaleza. Actualmente está abierta para los turistas que quieran aventurarse a explorar la isla “acorazada”. En 2015, fue reconocida como Patrimonio de la Humanidad de la Unesco. Las fotos de como la naturaleza va conquistando poco a poco los antiguos edificios es más que impresionante.

 

Comentarios

No hay mas respuestas