Cenando en la plaza de María Pita de A Coruña

Publicado el 14 May 2011
Archivado en Galicia | Salir del comentario

La noche es cálida. Es pleno verano y aquí,  en A Coruña, es un placer estar sentado en esta terraza, hay a nuestro alrededor unas cuantas más,  y sentir  el fresco e inconfundible sabor del mar que viene desde el puerto.  Las luces del alumbrado nocturno aún resaltan más las formas del edificio del ayuntamiento, manifiestan su personalidad. Ocupa todo un lateral de la plaza, el lado norte.

Estamos saboreando las típicas tapas de Galicia. El pulpo, los mejillones rellenos y la tortilla de Betanzos. No hay ninguna prisa. En el centro de la plaza se levanta majestuosa la escultura en bronce de María Pita. Toda una heroína de los coruñeses.

El resto de edificios que cierran la plaza tienen entre sí una gran armonía. Todos son de 4 plantas y en la última una larga galería blanca y acristalada protege a las viviendas del viento y facilita la entrada en ellas de la luz.

Mañana puede ser un buen momento para volver hasta aquí y visitar en el ayuntamiento su pinacoteca y sobre todo el museo de los relojes. Es posiblemente, el más completo de toda España. Con eso ya está dicho todo.

A lo largo del año la plaza se convierte en centro cultural y social de la vida de A Coruña. Exposiciones, conciertos y demás eventos ciudadanos se dan cita en ella. En el mes de julio, por ejemplo, los actos de las fiestas de la ciudad.

Aunque ya estuviste alguna vez en La Coruña, todo indica que pronto vas a volver.

Comentarios

No hay mas respuestas